12 nov. 2013

Segunda parte. No creas todo lo que lees.

oductos “naturales”:
No te dejes engañar por este término. En algunos productos milagro, el término natural nos hacer creer que el producto es inofensivo y que es más seguro que algunos productos farmacéuticos probados. Algunos productos naturales pueden utilizarse como complemento al tratamiento de la diabetes, sin embargo, recuerda no utilizar ningún complemento sin la previa autorización de tu médico.

6.    Productos que se ofrecen en correos masivos:
Evidentemente, debemos tener cuidado con las fuentes que visitamos y los correos que recibimos en los que nos ofrecen curas y medicamentos para la diabetes. Hoy por hoy sabemos que los grandes laboratorios raras veces ofrecen sus productos por correo electrónico y cuando lo hacen lo hacen por medio de páginas fiables y otras fuentes fidedignas. Algunos correos electrónicos aparecen con maravillosas ofertas y productos para distintos padecimientos, es mejor en todo caso acudir a una farmacia de cadena para comprar un producto de buena calidad.

7.    Tratamientos milagrosos :
Los productos que incluyan en sus leyendas frases como “cura milagrosa”, “”producto único”, “nuevo descubrimiento” resultan muy sospechosos. Si un medicamento fuese una cura real para un padecimiento serio como la diabetes, entonces sería anunciado en grandes medios, es decir, en revistas médicas, televisión y sería generalmente recetado por médicos especialistas. Estos productos sospechosos generalmente puedes encontrarlos en revistas o periódicos de poca circulación, o de chismes o en páginas web como promociones.

0 comentarios: